Mostrando entradas con la etiqueta otoño. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta otoño. Mostrar todas las entradas

15 oct. 2015

Pumpkin coffee Bundt Cake- #BundtBakers



Pumpkin coffee bundt cake

Llegamos al mes de octubre con el reto#BundtBakers. El tema de este mes, las bebidas. Cuando viene el otoño y pienso una bebida, siempre me acuerdo de mi primer café de calabaza que tomé en Londres hace ya 3 años en Starbucks. Lo pedí por curiosidad, ¿a que debe de saber eso? Cuando lo probé me enamoré de él. Por suerte, ahora en España también lo podemos pedir, y para mi ya forma parte de un ritual otoñal.

Por eso, me he inspirado en él para inventar este bundt cake espaciado de calabaza y café.

Se han horneado unos Bundt Cakes geniales, que podéis ver en el grupo de Pinterest o en el grupo Bundt Bakers.




We arrive at october with the challenge  #BundtBakers. The theme of this month, are the beverages. When the fall arrives I think about that coffee with pumpkin that I tasted 3 years ago in London in Starbucks. I ordered, because I had curiosity about the taste ¿ How did it taste?. When I drank I falled in love with it. Luckly, now we get it in Spain as well, and for me it is like a falling ritual.

We find greats Bundt Cakes, you can see in the Pinterest group or in the Bundt Bakers group.

Thanks to Laura from Baking in Pyjamas, she has been the hotess this month. If you are food blogger and you would like to join us, you can send a e-mail with  your blog URL to foodlustpeoplelove@gmail.com.



Check out what the rest had bake this month, and enjoy!


Ingredientes para el bundt:

  • 500 grs de harina
  • 4 cdtas de levadura
  • 1 cdta de bicarbonato sódico
  • 1/4 cdta de sal
  • 1 cda de jengibre
  • 2 cdtas de canela
  • 1 cdta de nuez moscada
  • 250 grs de mantequilla
  • 4 huevos
  • 250 grs de azúcar moreno
  • 300 grs de puré de calabaza
  • 200 grs de leche entera
  • 2 sobres de café soluble 

Ingredients for the bundt:

  • 500 gr flour
  • 4 teaspoon baking powder
  • 1 teaspoon baking soda
  • 1/4 teaspoon salt
  • 1 tablespoon ginger
  • 2 teaspoons cinnamon 
  • 1 teaspoon nutmeg
  • 250 g butter
  • 4 eggs
  • 250 brown sugar
  • 300 g mashed pumpkin 
  • 200 gr whole milk
  • 2 packets solvable coffee

Preparación bundt:

Antes de todo, debemos tener un puré de calabaza preparado, podeis comprarlo en lata como en esta receta , o podeis asar la calabaza en el horno como yo hago a unos 200ºC una hora más o menos.




Precalentamos el horno a 180ºC. Engrasamos nuestro molde de bundt cake, mejor con un spray. Yo he usado mi  molde "Kugelhopf"para hacer este bundt.

En un bol, tamizamos harina, la levadura, el bicarbonato, la sal y todas las especies. Reservamos.

Batimos la mantequilla con el azúcar moreno y los huevos hasta que estén integrados. Echamos el puré de calabaza y batimos de nuevo. En un bol o vaso, mezclamos la leche templada con el café soluble y reservamos. Vamos incorporando a la mezcla una vez la mezcla de harina y otra la leche con el café unas tres veces acabando con el harina.

Repartimos la masa en el molde que no sobrepase a los 2/3 y horneamos entre 45-50 minutos o hasta que al meter un palillo de madera este salga limpio. Dejamos que se enfríe en el molde y luego desmoldamos obre una rejilla de metal.

Directions for the bunt:

First af all, we must have a mashed pumpkin least, you can buy it in a can like the recipe, or you can oven a pumpkin 200ºC more or les an hour, that´s what I do.

Preheat the oven to 180º C / 350º F / gas 4. Grease our bundt pan, better with a non-stick spray.  I used my  pan "Kugelhopf" for this bundt.

In a bowl, stire the flour,  baking powder, baking soda, salt and all the species. Reserve.

Cream the butter with the brown, and add the eggs one by one, until all is mixed. Ad the mashed pumpkin and cream again. In a bowl or glass, mix warm milk with the coffee and reserve. We continue adding in the mixing the flour and the milk, at least three times finishing with the flour.

Pour the batter in the pan only 2/3 and oven for about 45-50 minutes or until a skewer inserted into the center of the bundt comes out clean. Let cool in the pan and then turn out on a wire rack.


Ingredientes para el glaseado:

  • nata para montar
  • azúcar glacé
  • canela

Ingredients for the glaze:

  •  heavy cream
  • icing sugar
  • cinnamon 

Preparación del glaseado:

Echamos en un bol pequeño, el azúcar y vamos añadiendo poco a poco nata hasta que veamos una mezcla parecida al pegamento.  Echamos este glaseado por encima del bundt cake y espolvoreamos con la canela para acabar.

Put the icing sugar in a little bowl, and add little by little the heavy cream  until its becomes  a thick liquid like glue. Pour the glaze on the bundt cake and sprinkle with the cinnamon to finish.








23 sept. 2015

El libro del mes (Septiembre 2015).Pumpkin pie.

Pumpkin pie


Hoy comienza mi estación preferida, el otoño. Si ya sé que soy pesada, por que cada año pongo lo mismo, y es que me da tanta melancolía...

El otro día estaba viendo la película " The Help", traducida en España como " Criadas y señoras", película que proviene del Best Seller de Katrhryn Stockett. Para el que no la haya visto todavía la recomiendo, os dejo una breve sinopsis.

 Mississippi, años 60. Skeeter (Emma Stone) es una joven sureña que regresa de la universidad decidida a convertirse en escritora. Su llegada altera la vida de la ciudad e incluso la de sus amigos porque se ha propuesto entrevistar a las mujeres negras que se han pasado la vida al servicio de las grandes familias sufriendo todas las formas de discriminación racial. 

En la peli, hay una criada, que es famosa por que hace las mejores tartas de calabaza acompañadas de merengue. 
Criadas y señoras


Eso me inspiró para poder escribir este post y de paso mostrar un libro que me regalaron para mi cumpleaños. El libro se llama, "Made in America" de Sandra Mahut.


Made in America



Consta de 100 recetas, donde Sandra cocina con productos que encontramos en los supermercados americanos. Así que seguro que tenía que tener un tarta se calabaza entre sus recetas seguro, y no me equivoqué. La he variado un pelín por que la suya está decorado con nueces caramelizadas y ha usado harina integral de trigo, y yo de centeno que es la que tengo en casa. Para que pareciera más la tarta de la peli, le quité las nueces he hice un merengue suizo espolvoreado con canela.

El producto que he utilizado es el puré de calabaza que ya viene enlatado, Libby´s. Que conste que siempre utilizado el puré hecho por mi, pero esta es una estupenda idea, si no tenemos tiempo y si nos sobra siempre podemos hacer una cremita ya que es 100% calabaza.





Necesitaremos un molde para pie no muy alto de unos 25cm-30 cm.

Ingredientes para 6 a 8 personas:

  • 80 g de mantequilla
  • 10 cl de agua
  • 1 pizca de sal
  • 4 cdas de almendras molidas
  • 1 cda de azúcar moreno
  • 200 grs de harina
  • 50 grs de harina integral
  • 2 huevos
  • 1 lata y media de crema de calabaza
  • 50 grs de azúcar moreno
  • 1 nuez de mantequilla derretida
  • 1 cdta de canela
  • 1 cdta de nuez moscada
  • 1/2 cta de jengibre en polvo
En una ensaladera o en un robot poner la mantequilla, el agua, la sal,las almendras molidas y el azúcar moreno. Mezclar. añadir la harina poco a poco hasta formar una bola de masa. Reservar en la nevera al menos 30 minutos.

Sacar la masa de la nevera y extenderla con un rodillo en una superficie ligeramente enharinada. Llenar el molde de pie, pinchar el fondo con un tenedor. Reservar en la nevera al menos 1 hora.



Precalentar el horno a 180ºC. Batir los 2 huevos y mezclarlos con el pumpkin filling (pure de calabaza). Añadir el azúcar moreno, la mantequilla derretida y las especies. Verter esta preparación sobre la masa. Hornea durante 35-40 minutos. Retirar la tarta del horno , dejar que se enfríe y guardar en el frigorífico. Mientras podemos preparar nuestro merengue suizo. La receta la tengo aquí pero podéis hacer la mitad para esta tarta. En vez de tres claras usaremos 60 grs de claras.

Sacamos del frigo, decoramos con el merengue en el centro y espolvoreamos con un poco de canela. Recomiendo comer la tarta una vez haya salido del frigo 30 minutos antes.




3 nov. 2014

Muffins crujientes de boniato

Crunchy sweet potato muffins



Ya estamos en noviembre. Se acabaron las recetas de Halloween por este año y continuamos con las recetas de otoño. Y si, ahora ya podemos decir otoño y no "veroño". Por fin han bajado las temperaturas, la verdad es que lo de ir a la playa e ir con ropa de verano no era muy natural en estas fechas. Y es que echaba de menos comerme unas castañitas asadas para calentarme el cuerpo, y no ir sudando cual puerco cada vez que se toma una un té o una sopa.

Hoy os traigo una receta que he sacado de una de mis revistas preferidas, My Lovely Food Magazine. Para los que no la conocéis ya tardáis en comprarla, sale cada 3 meses y acaba de salir el nuevo número de invierno. Además, My Lovely Food es una tienda situada en  Torroella de Montgrí (Girona), donde además de vender físicamente, también lo hacen online , elaboran tartas personalizadas e imparten talleres.  La receta la he sacado del nº 3. Aunque no es exacta a la original ya que he hecho unas pequeñas modificaciones según los productos que tenía en casa, he decidido no malgastar más mi dinero comprando ingredientes que sólo voy a usar contadas veces y que luego tengo que  tirar por que se han caducado.

Para unas 12 unidades.

Ingredientes:

  • 450 grs de puré de boniato
  • 280 grs de harina
  • 1/2 cucharadita de canela
  • 1/2 cucharadita de nuez moscada
  • 2 cucharaditas de levadura en polvo
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 2 huevos L
  • 125 grs de azúcar
  • 125 ml de aceite de girasol
  • 125 ml leche
  • 90 grs de nueces en trocitos
  • 1/2 cucharadita de aroma de almendras
Asamos en el horno a 200º C unos boniatos durante 45min más o menos, 2 harán unos 450 grs. Dejamos que se enfríen, les quitamos la piel y los pasamos por un procesador de cocina.




Mezclamos los elementos sólidos en un bol. Harina, sal, levadura, canela y nuez moscada.
En otro bol, mezclamos los huevos, el aceite, la leche y el azúcar y el aroma de almendras. Batimos durante 1 minuto. Añadimos el puré de boniato hasta que se mezcle bien y no queden grumos. Añadimos la mezcla la harina en varias partes, para que la mezcla sea homogénea. Por último, integramos las nueces picadas y le damos un par de vueltas.

En un molde para muffins, colocamos la masa en cada cápsula (podemos hacerlos sin cápsula, siempre que el molde sea antiadherente o lo engrasamos con mantequilla o spray desmoldable).

Espolvoreamos la mezcla de canela y azúcar en cada muffin y añadimos unas almendras fileteadas. Horneamos entre 20-25 minutos, dependiendo del horno.


Ingredientes para el topping:

  • 3 cucharadas de azúcar
  • 1 cucharadita de canela
  • almendras fileteadas
Se mezcla el azúcar y la canela, las almendras las echamos al final.





14 oct. 2014

El libro del mes: (Octubre 2014). Pan de soda

PAN CASERO

IBÁN YARZA

Pan Casero de Ibán Yarza

El mes pasado me adentré en el mundo panarra de la mano de Escola de Cuinetes, como ya pudisteis ver en el blog.

Allí, me recomendaron el libro de pan de Ibán Yarza, así que estuve echándolo un ojo para ver si merecía la pena. Antes me compraba libros de todo tipo, y la verdad es que no les pasa un filtro muy riguroso. Ahora, mi biblioteca está un "poco" llena y tengo que ser más selectiva con los libros que me compro, por que si no mis estanterías un día no podrán más y tendré que almacenar mis libros cuales columnas romanas por toda la casa.

Este libro, se está convirtiendo en uno de mis libros de cabecera. No sólo tiene recetas de pan, si no que podemos encontrar por ejemplo, la receta de la ensalmada, los dim-sun chinos ( muy ricos, ya los he hecho) o los rollitos de canela que nos gustan tanto. Además, me gusta mucho por que explica muy bien el tema de la masa madre, las equivalencias entre levadura fresca y seca, y todo el tema de amasado y utensilios que necesitaremos. Tiene un capítulo muy interesante dedicado a la historia de los panaderos, donde se enseñan las panaderías más destacadas de toda la región española y la receta que las hace singulares de cada una de ellas. En definitiva, un libro muy, muy completo.




Os voy a mostrar el pan más sencillo, sin masa madre y sin tiempos de fermentación, el pan de soda o Soda Bread. Este pan se leva gracias a la levadura química, igual que un bizcocho, y es muy típico en Irlanda. En menos de 1 hora podemos tener pan casero recién hecho.

Soda bread


Ingredientes:

  • 245 grs de harina integral de trigo 
  • 105 grs de harina panificable
  •  3 cucharaditas de levadura química (Royal)
  • 280-300 grs de agua
  • 35 grs de miel
  • 7 grs de sal

Calentamos el horno a 220ºC. Engrasamos un molde para pan de molde de unos 22cms. Mezclamos todos los ingredientes con la mano, tiene que tener una textura blanda y pegajosa, como masa de croquetas. Cuando esté la masa homogénea, la vertemos en el molde, tiene que quedar por la mitad. Echamos harina por la superficie.




Horneamos durante unos 40 minutos. Si se dora demasiado, ponemos papel de aluminio por encima. Una vez transcurrido el tiempo de cocción, sacamos del molde para que se asiente y se enfríe. 





Este pan queda muy bueno con mantequilla y mermelada. Pero me apetecía hacer algo salado, algo para tomar por ejemplo en un brunch. Algo donde introducir frutas de la temporada como los higos.

El resultado, unas tostas con queso camembert, higos, jamón ibérico y rúcula que le da volumen y color. Antes de montarlas tostamos ligeramente las rebanadas para que queden crujientes y así quedan más sabrosas.




10 oct. 2014

Halloween Kawaii

Galletas halloween



Queda muy poco para que llegue una de mis fiestas preferidas Halloween. Cuando era pequeña, veía en las películas como lo celebraban y pensaba... ¿ y por qué aquí no se celebra?

Poco a poco, en los últimos años esta fiesta anglosajona se ha ido introduciendo en nuestro país. Vemos como en las fruterías tienen calabazas con caras, como cambian  las tiendas de celebraciones y se llenan de disfraces y cachivaches terroríficos. También vemos como en los blogs empiezan aparece r recetas e ideas geniales para celebrarlo, así que si necesitamos inspiración siempre podemos recurrir a la red o a Pinterest que si lo visitamos estos días casi todo son fotos de esta festividad.

Este año os traigo unas galletitas glaseadas estilo Kawaii ( mis seguidores sabéis que me encanta este estilo japonés). La técnica es con glasa real decoradas con rotuladores, son más fáciles por que es como pintar sobre un lienzo en blanco de azúcar.


Os dejo mi receta base para las galletas.

Ingredientes:

(para unas 25 galletas pequeñas)
  • 100 grs de azúcar
  • 200 grs de mantequilla
  • 1 huevo
  • 160 grs de harina
  • 1 cucharada de aroma de vainilla
Batimos el azúcar con la mantequilla hasta formar una crema. Agregamos el huevo y la harina. Echamos la vainilla y amasamos. Dejamos la masa 2 horas en la nevera. Estiramos la masa a 5mm de espesor. Cortamos con la forma que nos guste más, (en este caso son redondas). Horneamos unos 15 minutos a 180ºC.

La receta de glasa que utilicé es la misma que utiliza Julia Guarch, ya que hice un curso con ella de decoración de galletas y esta receta es fiable. Receta aquí.

Dejé la glasa sin teñir, ya que quería dibujar en ella los motivos de Halloween y le añadí un pelín de agua para que fuera un poco más fluida. Con esta receta no necesitamos delinear, ¡es un lujo!

Luego tenemos que dejar secar la glasa por completo antes de ponernos a dibujar encima. Podemos usar un deshidratador , en 20 minutos las tendremos secas. 




 Antes, hice unos bocetos de los muñecos , para tener claro lo que iba a dibujar en las galletas y andar sobre seguro por que aquí no podemos borrar.


Utilicé los rotuladores que me recomendaron de la marca Foodoodler, y la verdad es que van súper bien.




Podemos rellenar pintando directamente con el rotulador, o podemos difuminar el color con un poco de agua y un pincel.




Y aquí os dejo mis monstruitos estilo Kawaii para celebrar el próximo Halloween. 





26 sept. 2014

New York Cheesecake con mermelada de calabaza, jengibre y vainilla

New York Cheese Cake

Es oficial, esta semana empezó el otoño. Otoño añorado, otoño tan deseado. Además se nota, me encanta sentir esa brisa fresca por mi piel, y no sentirme como un adhesivo que se pega a todas partes por culpa del calor húmedo que hace aquí en Barcelona.

Tengo una lista de recetas que tengo pendientes, (igual que tengo una lista de libros pendientes por comprar.) Esas recetas que dices: tengo ganas de hacer esto, y lo tienes en mente, pero no sabes por qué razón acabas haciendo otra cosa totalmente diferente, así que permanece allí, a la espera de que un día sea la elegida.

Eso me ha pasado con el New York Cheesecake. No voy a mentir cuando digo que llevaré unos dos años pensando en hacerlo, pero no veía el momento idóneo, que si ahora es Pascua, que si viene Navidad, Halloween, que si hay una técnica que quiero probar, etc. Mil cosas pasan por mi mente siempre a la hora de cocinar. 

¿Cómo hago yo para desterrar una receta a la espera? Combinando dos. Pues se me ocurrió hacer una mermelada especial con calabaza  y pensé que quedaría genial sobre un cheesecake, y sobretodo, que quedaría súper otoñal. El resultado, una tarta deliciosa perfecta para nuestras meriendas acompañadas con un buen té o café.

Os dejo primero con la receta de la mermelada de calabaza, jengibre y vainilla.

Ingredientes para la mermelada:

  • 2 kg de puré de calabaza ( en la lata o la asamos nosotros mismos)
  • 1/2 cucharadita de clavo
  • 1/4 cucharadita de canela
  • 1/4 cucharadita de jengibre en polvo
  • 1 y 1/2 taza de azúcar
  • 3 cucharadas de zumo de limón
  • 1 vaina de vainilla
  • 10 grs de jengibre fresco rallado.

Hacemos un puré con la calabaza o compramos el puré hecho en lata, lo venden en las tiendas donde tienen productos americanos.

Ponemos el puré, con las especies, las semillas de la vainilla, el azúcar y el jengibre fresco en un cazo antiadherente a fuego medio, moviendo todo constantemente. Cuando hierva se pone a fuego bajo y se deja entre 45-60 minutos.

Cogemos unos botes y los esterilizamos en una olla con agua hirviendo durante unos 6 minutos. Una vez fríos, rellenamos los botes con la mermelada, los cerramos y los volvemos a poner a hervir cubiertos completamente de agua durante unos 15 minutos. Los sacamos y los ponemos boca abajo sobre un paño. Dejamos enfriar.



Ingredientes para el Cheesecake:

  • 180 grs de galletas tipo Digestive
  • 100 grs de mantequilla
  • 750 grs de queso crema
  • 2 cucharadas de harina
  • 150 grs de azúcar
  • 3 huevos y 2 yemas L
  • 125 grs de crema agria
  • ralladura de medio limón
  • 1 cucharadita de pasta de vainilla

Precalentamos el horno a 180ºC

En un robot de cocina picamos las galletas. Derretimos la mantequilla y la mezclamos con las galletas picadas. Engrasamos un molde desmoldable de unos 18-20 cm, y colocamos en la base la pasta de galletas, haciendo presión con un cuchara o con un bote. Metemos en el horno y horneamos unos 15 minutos. Sacamos y dejamos enfriar.

Por otro lado, con una velocidad lenta (si lo hacemos rápido puede entrar aire y la tarta se puede resquebrajar)  mezclamos el queso con la azúcar. A continuación echamos los huevos y las yemas, uno a uno esperando a que se incorporen del todo. Luego echamos la harina, la ralladura de limón, la vainilla y por último la crema agria. Mezclamos bien, sin sobrebatir. 

Añadimos la crema al molde y horneamos durante 15 minutos a 180ºC. Una vez pasado el tiempo, bajamos el horno a 120ºC y horneamos una hora más. Apagamos el horno, dejamos la tarta dentro con la puerta entreabierta para que se enfríe y no sufre un cambio de temperatura muy grande, pues puede afectar a la superficie.

Metemos en la nevera unas horas, hasta que esté fría. Ponemos la mermelada por encima de la tarta. 

¡Ya podemos servir!





Siempre aparece Karl Michael por ahí, pero es que no encuentro una figurita chula de bulldog inglés, y no voy a poner a 24kg de perro decorando las tartas jajaj.

8 sept. 2014

Galletas otoñales

Galletas otoñales


Se  acabaron las vacaciones para la mayoría de los mortales, aunque a mi por suerte, aún me quedan unos diítas más.

 Hace unos días entramos en septiembre. Septiembre es un mes que me gusta mucho, por que significa cambios, nuevos proyectos, nuevas ilusiones... Además, dentro de poco entramos en mi estación preferida, el otoño. Me encanta por sus frutos,  por los colores que deja en el paisaje y por ese aire fresco y reconfortante después de el caluroso verano.

Y nosotros volvemos después de una breve pausa, con estas galletas inspiradas en esta estación. Son galletas decoradas con la técnica de masa teñida. Esta técnica es divertida, pues es como trabajar con fondant, aunque tiene una pega, el calor. Si nos disponemos a realizar estas galletas en verano, mejor conectar el aire acondicionado, si no, hay que trabajar con la masa fría, para que no se deshaga en las manos. Quedan unas galletas preciosas, perfectas para regalar.

Ingredientes:

  • 220 grs de mantequilla
  • 200 grs de azúcar
  • 425 grs de harina
  • 1 huevo
  • una cucharada de extracto de vainilla
  • colorante naranja
  • colorante verde
  • colorante rojo
  • colorante marrón
Mezclamos la mantequilla con el azúcar. Cuando esté bien mezclado, añadimos el huevo. Tamizamos la harina y se la añadimos a la mezcla en varias partes, batiéndola simultáneamente. Por último, añadimos la vainilla.

Separamos la masa en 2 partes grandes, un cuarto del tamaño de una de esas partes, y la mitad de ese cuarto. Envolvemos cada masa con papel film y dejamos en la nevera unos 30 minutos. Esto lo hacemos para que cuando vayamos a teñir la masa no quede demasiado blanduzca. 

Sacamos de la nevera y teñimos de la siguiente forma. Una parte grande se queda sin teñir. La otra grande, la teñimos de verde. El cuarto de naranja, y el más pequeño de rojo. Quedará así:



Las masas grandes son para las bases de las galletas, la naranja es para la calabaza y las hojas, y la roja, para las ramas y el rabito de la calabaza.

 Volvemos a meterlas en la nevera otra media hora (la que no se tiñe no hace falta sacarla).

Procedemos con el montaje, para ello, necesitamos los siguientes utensilios.

Herramientas:

  • cortador de galletas con perfil acanalado de unos 7 cms
  • cortador de galletas liso de unos 5cms
  • cortapasta con expulso pequeño de hoja de a cebo
  • cañita de plástico
  • pincel fino
  • esteca de modelar con punta fina

Vamos a hacer primero las galletas de ramas. Sacamos la masa sin teñir la estiremos sobre una superficie enharinada y cortamos círculos con un cortapasta acanalado. Las ponemos sobre una bandeja con papel de horno y procedemos a la decoración.

  1. Con el cortapasta liso, hacemos un detalle decorativo alrededor de la galleta.
  2. Hacemos pequeños churros con la masa roja, y con la ayuda de la esteca los colocamos en las galletas de manera que parezcan ramas.
  3. Estiramos una parte de la masa naranja y cortamos hojas con el cortador de acebo.
  4. Las vamos colocando en las ramas o como si estuvieran cayendo.




Colocamos la bandeja con las galletas en la nevera, para que se fijen mejor las formas y no se deformen a la hora de hornear. Deberían estar como mínimo media hora en la nevera, pero no mucho tiempo, pues la masa quedaría grisácea.

A continuación, procedemos con las galletas de calabazas. Estiramos la masa de la misma forma que las anteriores galletas, las cortamos con el mismo cortapasta acanalado. Y ahora a decorarlas.

     5.  Con una cañita, hacemos orificios alrededor de las galletas, así le damos un toque como si fueran   unos tapetes. Las colocamos en la bandeja con papel de horno.
     6.   Hacemos unas pequeñas bolas con la masa naranja, y les damos forma de calabaza chafando la parte inferior. Con la ayuda de la esteca, hacemos unas rayas verticales.
     7.   Hacemos los rabitos con la masa roja afinando una punta, de forma que parezcan conos invertidos.
     8.   Los colocamos encima de la calabacita y a la nevera.





Precalentamos el horno a 200ºC. Colocamos la primera bandeja que hemos hecho, ya que estará más fría. Horneamos durante 10-12 minutos. Dejamos enfriar. Una vez las galletas de calabazas hayan estado como mínimo 30 minutos en la nevera, procedemos a hornear de la misma forma. Estas tardarán un pelín más pues tienen más masa de galleta. Retiramos del horno y dejamos enfriar.

Una vez las galletas estén frías, vamos a darle unos toques de sombras con colorante. En las galletas de hojas, hemos usado un colorante marrón y hemos dado sombra a las ramas y hemos marcado las nervaduras de las hojas. En las galletas de calabazas, hemos sombreado los rabitos con el mismo colorante y las lineas de las calabazas las hemos marcado con colorante naranja. Dejamos que se sequen del todo.




Y así quedaron al final:






Diseñado por El Perro de Papel